Albert Camus: "A pesar de las ilusiones racionalistas, e incluso marxistas, toda la historia del mundo es la historia de la libertad."

sábado, 6 de octubre de 2018

Organización política de la Corona de Castilla, la Corona de Aragón y del reino de Navarra al final de la Edad Media

Alfonso X el sabio
Ordenamiento de Alcalá

Castilla
En la baja edad media, siglos XIV y XV, el poder del rey en Castilla se fue fortaleciendo , en parte con la recuperación del derecho romano y con la redacción del Código de las Siete Partidas de Alfonso X, y sobre todo con el Ordenamiento de Alcalá en 1348 con Alfonso XI. En estos documentos que unificaban legalmente el territorio, el rey asentaba su poder, imponiendo una administración centralizada y creando o reorganizando organismos para ejercerlo:

-Consejo Real: Centro de las decisiones políticas, formado por nobleza, clero y juristas.

-Audiencia: Tribunal supremo del reino, dependiente del monarca

-Las Cortes: Originarias de León en 1188, se consolidan en Castilla tras unificarse ambos reinos en 1230. Serán convocadas regularmente, por estamentos (nobleza,clero y ciudades) y tendrán su auge en el siglo XIV. A pesar de ser responsables de importantes medidas legislativas, tendrán poco poder al ser consultivas y terminaron sirviendo para formalizar los pagos al rey en forma de servicios.
Batalla de Nájera, 1367

Frente a este poder del rey, aumentado con  el cobro de impuestos como la Alcabala, el principal contrapoder será la alta nobleza. Enfrentada en muchas ocasiones a los reyes, se verá inmersa plenamente en las luchas dinásticas por la sucesión,como en la guerra civil entre Pedro el Cruel y Enrique de Trastámara, en la cual, tras apoyar al segundo e imponer la nueva dinastía  en 1369,gozarán de enormes concesiones en forma de tierras, villas, rentas o derechos jurisdiccionales. Por otra parte, los municipios urbanos, regidos por fueros y con amplia autonomía  ganada en los siglos XI y XII, la irán perdiendo progresivamente, especialmente con los nombramientos de corregidores por parte de los monarcas. 
Enrique II de Trastámara ante la cabeza de su hermanastro Pedro I.

Aragón
La Corona de Aragón era una federación de reinos: Cataluña-Mallorca, Aragón y Valencia, que compartían monarca pero en la que cada estado conservaba su personalidad, leyes, costumbres o Cortes. Con instituciones similares a las de Castilla como el Consejo Real o la Audiencia, destacó la doctrina política del “Pactismo”, en la cual el rey para ser elegido debía jurar respeto a los fueros y privilegios de cada territorio (Usatges en Cataluña, Fueros en Aragón, Furs en Valencia) . El rey generalmente residía en Barcelona y gobernaba mediante virreyes o lugartenientes en cada territorio.
Cortes catalanas presididas por Fernando II de Aragón, finales siglo XV

Para vigilar lo aprobado en las Cortes, se creó una Diputación del General, que se asentó en Cataluña(Generalitat) y en Valencia y Aragón. Tras la muerte del último rey de la casa de Barcelona en 1410, el Compromiso de Caspe eligió a Fernando de Trastámara como rey, siendo esta casa por tanto gobernante en Castilla y en Aragón. 
El compromiso de Caspe, obra de Salvador Viniegra.
En la Corona de Aragón, especialmente en Barcelona con el Consell de Cent, el municipio creció al amparo del comercio y la bonanza económica generada con la expansión mediterránea, aunque dominado por la alta burguesía.
Consell de cent, Barcelona

Navarra
Mientras que sus vecinos de Aragón y Castilla aumentaban sus territorios con la gran expansión de los siglos XII y XIII, Navarra se quedaba encerrada entre ambos reinos, y no pudo crecer. Vinculada en muchas ocasiones a dinastías de origen francés (Champaña, Evreux ,Foix) supo mantener su identidad durante el final de la Edad Media hasta que en 1512 fue conquistada por Fernando el Católico y anexionada a Castilla, aunque manteniendo sus fueros y privilegios 

Durante el siglo XV el reino de Navarra fue sufriendo un proceso de debilitamiento, que se hizo cada vez más grave por los cambios dinásticos y las luchas internas entre herederos de la corona, la más grave la que enfrentó a Juan II de Aragón, con el príncipe Carlos de Viana, a quien le correspondía el reino de Navarra, como hijo del matrimonio de Juan II con la reina Blanca de Navarra.
Blanca I de Navarra, de la casa Évreux
A mediados del siglo XIV, con la familia Évreux, se había iniciado la organización de las instituciones de manera similar a s usreinos vecinos:
 En Navarra, como en la Corona de Aragón, prevaleció la doctrina pactista, y las prerrogativas de las Cortes impidieron el fortalecimiento del poder de la monarquía. En cuanto a las instituciones de la administración estatal, seguían en parte el modelo castellano y en parte el aragonés. Las principales eran las siguientes:
-El Consejo Real, que era el órgano asesor del Rey.
 -Las Cortes, exigían del rey la reparación de agravios y la jura de los fueros del reino antes de aceptarle como monarca, aunque después su función fundamental fuera la de conceder las ayudas solicitadas por el rey
 -  La Diputación de los Tres Estados, creada a mediados del siglo XV para gestionar la recaudación de los subsidios votados en las Cortes.
 - La Cámara de Comptos, encargada de regularizar la Hacienda y la administración territorial.
Castillo de Olite, sede de las cortes del Reino de Navarra.

Ujué, pueblo medieval


No hay comentarios:

Publicar un comentario