Albert Camus: "A pesar de las ilusiones racionalistas, e incluso marxistas, toda la historia del mundo es la historia de la libertad."

jueves, 24 de noviembre de 2011

21N ¿ todo sigue igual? Reflexiones y certezas

Tras la amplia victoria del partido popular de Mariano Rajoy en las elecciones generales muchas son las conclusiones y reflexiones que quedan en el aire:
-En primer lugar el desplome del partido socialista deja bien a las claras el mensaje de que las políticas de derecha, neoliberales, de recortes, de pérdida de derechos, son patrimonio exclusivo del partido popular. El electorado socialista no ha apoyado una política que va en contra de los principios socialdemócratas y que ha propiciado el triunfo de Rajoy.
-El amplio crecimiento de los partidos minoritarios, destacando Izquierda Unida con sus 11 escaños y UPyD, así como otras fuerzas sin representación, muestran una grieta en el bipartidismo. Hacer de esa grieta una fractura total depende en gran medida de la reforma de la ley electoral, una injusticia heredada de la transición que ahora parece que cuenta con mayor respaldo ciudadano. Anteriormente sólo Izquierda Unida y antes el PCE hicieron de esta reclamación parte de su discurso. El movimiento 15M ha retomado con fuerza esta bandera de la auténtica democracia, un hombre/mujer un voto.
-Los recortes anunciados por las fuerzas conservadoras a escasas horas de conocerse los resultados electorales muestran de nuevo la desfachatez y la mentiras de las campañas y los programas electorales. Medidas tan graves como los recortes en sanidad, educación, el repago y la pérdida de derechos laborales no estaban escritas en ningún programa, pero sí en las conciencias y proyectos ocultos de la derecha gobernante.
-El poder del FMI, el banco mundial y la tecnocracia neocon europea, se permite tumbar gobiernos,elegir ministros y presidentes y exigir a los gobernantes electos el cumplimiento de sus "recetas" (eufemismo neoliberal de privatización, despido libre y desaparición del estado).
-Ante estas realidades, ya anticipadas por la izquierda social, política y sindical, el futuro se presenta difícil, pero cada vez más claro en cuanto a quienes son y donde están sus contendientes. A un lado las fuerzas del capital, al otro las de la economía real, a un lado los especuladores y sus lacayos, y al otro los trabajadores. Nunca la desvergüenza llegó tan lejos, pero tampoco nunca hubo una conciencia global en crecimiento de que ésto ya no es una tragedia, sino una farsa, una absurda repetición de patrones capitalistas. Si la crisis la provocaron ellos, ellos deben pagar y su farsa desmontada.
-Los tiempos van a cambiar, el conservadurismo y el neoliberalismo han tocado techo gracias a la ambigüedad y colaboración de algunos y a la ceguera de muchos. La alternativa somos los ciudadanos, los movimientos sociales, los partidos de izquierda, los sindicatos de clase. Construir un frente amplio que desarrolle una ilusión y una cultura alternativa, unas políticas distintas, un planeta distinto, es nuestro trabajo. De lo local a lo global, unidos por el cambio, democracia o mercados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Visitantes

clocks for websitecontadores web